Con el parche en el ojo: Historia de la piratería “casera”

Este articulo es la parte 10 de 28 de la serie Mega Artículos

parche

Hoy en día, cualquiera que sea un poco hábil, o se pase más de tres o cuatro horas diarias delante de la compu, tiene más o menos una ligera idea de como se bajan películas, MP3, o se descarga cualquier tipo de contenido ilícito, el Siglo XXI nos ha habituado al manejo de terminologías como P2P, ISOS, Emule, y no necesitamos más que acudir a nuestras páginas o buscadores de “confianza” para encontrar lo que buscamos.

Para llegar aquí, hemos pasado por los más variados métodos de pirateo, que a algunos jovenzuelos les parecerían ridículos hoy en día. Esta es señoras y señores, una breve historia de la piratería casera, desde los inicios en los ochenta, hasta bien entrada la época de Internet.. porque todos hemos sido piratas de medio pelo alguna vez (por lo menos clientes de los piratillas)… y ni yo me salvo de eso…

1- Los “alegres” ochenta

Es difícil que cuando uno se compra su primer ordenador, lo haga sin ningún tipo de influencia o recomendación, en mi caso, mi Spectrum, lo quería porque tenía un amigo con un mogollón de cintas, que me dijo.. “cómpratelo que te pasaré programas”, y después de engañar vilmente a mis padres de que servía para estudiar, me lo compraron.

El Spectrum, me venía con una buena provisión de juegos, el pack de Investrónica, pero nada es eterno, y unos días después, mi amigo y yo íbamos por primera vez a chocar con la piratería profesional, el famoso “Mercat de Sant Antoni“.

mercatdesantantoni
Si vais a las ocho de la mañana está así de tranqui, pero si os vais a las doce…¡estáis fritos!

Situado en el centro de Barcelona, mercado de lunes a viernes, los domingo, este emblemático edificio de la Ciudad Condal, se transforma en un gigantesco mercadillo, donde puedes comprar desde libros, pasando por películas, discos y vídeo juegos, nuevos o de segunda mano, es como un pequeño “Rastro”, pero centrado en la cultura.

Pues bien, este mercado de fin de semana, tiene otro “mercado amateur” en las calles adyacentes al edificio. En esta zona, cuando era pequeño, me iba con mi padre a cambiar los cromos de mis colecciones (Mazinger Z, Superman…), con una lista, y mucha paciencia, y con horas y horas de “tengi, falti”, se lograban completar las tan preciadas colecciones.

Este espacio, en los ochenta, estaba compartido con los primeros piratillas de la época. Ellos eran una manga de chavalines, entre 13 y 20 años, que iban de un lado a otro con unos álbumes de fotos con recortes de las revistas inglesas. A la primera de cambio, no entendías muy bien de que iba aquello, pero luego era muy fácil.. ellos te enseñaban los juegos que tenían en cinta, o sea los de los anuncios, tu les decías cual querían, y después de hacerte esperar un rato, venían con la cinta. sabe Dios de donde, en la que a veces estaba el juego que te prometían (la mayoría), y otras te tomaban el pelo vendiéndote cualquier cosa.

mixtape
Había algunos que le echaban mucho morro a la hora de vender…

A partir de 300 pelas podíamos disfrutar de juegos recién traídos de Inglaterra, la semana que salían allí al mercado, alguien estaba allí para “importar” la copia para España.

¿Funcionaban esos juegos?, pues la verdad es que casi siempre daban menos problemas que los originales, ya que con un poco de suerte estaban desprotegidos y pasados a carga normal, además tenían “garantía” (siempre y cuando el pirata estuviera la semana siguiente en el mismo sitio)

Era alucinante la pasta que se podía sacar uno ahí, los piratas más famosos y experimentados, eran capaces de sacarse una media de 50.000 pelas, en tan solo dos o tres horas, y sin que les pillara la “urbana”, que además, no entendía muy bien que era aquello de las cintas de casete, que tanto se había puesto de moda.

El truco para que no los pillaran, era muy simple, sólo había que cargar con el catálogo, y cuando alguien te pedía algo, ir a buscar solo esa cinta. Los más avispados y tecnológicamente preparados, llegaban incluso a tener radiocasetes dobles de bolsillo, y hacían la copia en el momento, de manera que a lo sumo, se les pillaba con tres o cuatro cintas con juegos, y a la calle en dos patadas.

st_antoni_h

Todo este entretenimiento de los domingos (amenizado con alguna que otra redada), bajo bastante con los nuevos precios del software, impulsados por Erbe. Se que hay mucha gente en la industria, que lo vio como algo negativo, pero desde mi punto de vista, creo que ayudó a cortar de manera drástica la piratería, yo mismo, que iba al “mercat”, todas las semanas, cambie el hábito por comprarme unos cuantos juegos cada mes, y los otros me los prestaba alguien, pero por lo menos, ya no pirateaba tanto.

Cuando creces, te das cuenta que comprando esas cintas, le fastidiaste la vida a mucha gente, pero no le vas a pedir a un crío de 13 años que sea responsable! a el lo que le importa es que la semanada le cunda lo más posible… y eso se lograba al principio, con las cintas del Mercat.


Copiando en Casa

Todos hemos intentado hacer nuestras copias en casa, sobretodo cuando venía el típico amiguete que sólo iba a tu casa para restregarte por la cara el juego que había conseguido… y yo le decía.. ¿me lo dejas un rato para copiar?..sacaba la cinta “Crescendo” de 15 minutos y empezaba la odisea….¡¡como si fuera tan fácil macho!!…

Los Métodos

a- Con dos reproductores

El colmo de la cutrería y el caserismo, era poner la cinta original en un reproductor, y acercar otro al altavoz y ponerlo para que grabara. Con este sistema estaba asegurado que se grabara el ladrido de tu perro con fidelidad perfecta, pero un miserable pitido, ni de coña, causando el típico “r-tape loading error“.

cassettes

Este método tenía dos variantes, la primera era usando un micrófono para grabar (igual de “efectiva” que la otra), y la segunda, si el reproductor lo permitía, era conectar un cable de jack de 3 1/2 de la toma “MIC” o “REC” de uno a la toma “EAR” del otro. Esta variante, solía funcionar con las cargas normales, pero si se cruzaba un “turbo” en tu camino, estabas frito.

b- Con “copión”

El amor propio que tenemos, a veces nos hace pensar que seremos capaces de algunas cosas, cuando no lo somos, este es el caso del segundo método de copia, el que usaba unos programas llamados “copiones”.

El pionero.. y más inútil...
El pionero.. y más inútil…

El primero que usamos todos, fue el “Microcopi” de Micro Hobby, que sólo era capaz de copiar cintas desprotegidas, y ni siquiera duplicaba las que no tenían cabecera, vaya que servía para copiar los juegos que venían con las revistas y poco más. Después nos llegaron sofisticados programas de copia como los infames Lerm Tape Copier, The Key, etc… programas muy completos que copian casi de todo, pero que sin unas buenas instrucciones, eran como un misil nuclear en nuestras manos, potente pero inútil. Aún así, había gente que con estos programas, lograba copiar cosas como el Decathlon, con paciencia y originales de calidad.

thepirate7

c- Los “multifaces”

Los que teníamos un poco más de presupuesto y recursos, podíamos comprar unas curiosos accesorios, conocidos como “multifaces”, que se conectaban al slot de expansión de Spectrum, y que al pulsar un botón volcaban la memoria completa del ordenador a la RAM del aparatito, y con un comando, se podían pasar a cinta. Esto a parte de las ventajas obvias, de copiar casi todo, menos las multi cargas, tenia un par de pegas, la primera, que a mi me importaba un pepino, era que siempre se volcaba la memoria completa, o sea, que aunque el juego ocupara 16K, si la compu era un Spectrum 128K por ejemplo, en la cinta se grababan las 128K (ocupaba más cinta por supuesto), y la segunda, que más que nada le fastidiaba a los que usaban las copias, es que al grabar el juego y cargarlo en otra compu sin el interface, se veía un amasijo de atributos en la parte superior y en los bordes de la pantalla, que a veces no molestaba, pero otras, te fastidiaba medio juego. Si cargábamos con el susodicho aparatejo, con un toque de botón, volvía todo a la normalidad…

Multiface1

d- Juegos con “autosave”

Algunos piratones de la época, inventaron un método infalible para poder realizar las copias con el mínimo esfuerzo, “los autosaves.”, algo realmente útil,en principio. El método era simple, después de cargar la copia desprotegida, pulsábamos la tecla mágica (normalmente “S”), y el juego se volcaba a cinta. Lo más cachondo, venía cuando el “cracker” de turno, se le ocurría poner alguna tecla rara, del estilo “shift+algo”, y nosotros recibíamos la copia de alguien desinformado, lo que hacía que no pudiéramos volcar el juego, y peor aún, en algunos casos, el simpático “desprotector”, también habilitaba una tecla para arrancar el juego.

Adivina, adivinanza.... ¿que tecla de las narices es la que graba?
Adivina, adivinanza…. ¿que tecla de las narices es la que graba?

A un amigo mío le gustó mucho el autosave de Spectrum, e hizo el mismo sistema en algunas desprotecciones de Amstrad.

e- La doble pletina

De todos los métodos para realizar copias, siempre y cuando la original estuviera en buen estado, o no tuviéramos que tocar el bendito azimut (el tornillo de las narices del cabezal), el mejor era la duplicadora de cintas, capaz de copiar el original con toda la fidelidad del mundo. A veces incluso ocurrían efectos curiosos, como que el original no cargara, y la copia si (me pasó con el Decathlon).

jvccassetteplayer

f- Pasando a disco

De manera parecida a como se hacía con los “multifaces”, en los últimos tiempos del Spectrum se comercializaron una serie de accesorios, como por ejemplo el Disciple, que permitían pasar los juegos a discos de 5 1/4, por lo que estos se cargaban en ¡3 segundos!, una maravilla sin duda, pero pasaba lo mismo que he mencionado arriba.. si el juego no cargaba entero en memoria, era muy complicado poder pasarlos con éxito a disco, pero era ideal para pasar versiones de 128K a disco.

Con esto.. los juegos cargaban volando
Con esto.. los juegos cargaban volando

2- Los 16 Bits… la piratería evoluciona

Cuando a finales de los 80, me compré (esta vez con mi dinero) el Amiga 500, a parte de los incontables originales que pagué (algunos bodrios infumables entre ellos), descubrí que la piratería del Amiga era algo más sofistica de lo que pensaba.

Los vendedores por supuesto, estaban en el “mercat”, pero si te convertías en buen cliente, incluso te dejaban ir a su casa, y ahí te copiabas lo que querías (y podías) pagar. El sistema era simple, y se asemejaba a los famosos “copy-party” pero aflojando “la mosca”, cada disco a las 200 pesetas, y si los juegos ocupaban varios, el precio era por “pack”, siendo un poco más barato. Uno de los timos característicos con el tema de los discos, es que te vendieran un juego de dos discos, en cuatro por ejemplo.. y a menos que te lo contara alguien, era un poco complicado darse cuenta de que nos estaban tomando el pelo aunque eso dependía de la “viveza” del pirata, porque de un disco 3 formateado en blanco, se da cuenta cualquier burro.

automationrt9
Uno de los famosos “Compact Disk” de Automation para Atari ST

También tenías la posibilidad de convertirte en “Cliente VIP“, de manera que pagabas una cuota mensual y tenías derecho a copiarte todos los juegos que quisieras, un sistema barato, si eras un vicioso traga novedades, pero con los peligros de que te enchufaran cualquier bodrio que llegaba.

Los métodos de copia, nunca fueron muy sofisticados, ya que la mayoría de los juegos venían desprotegidos, y se podían copiar con cualquier copión de “confianza”. el preferido de todo el mundo, en el caso del Amiga, era el X-Copy.

X-Copy... "Amigueros" Choice Award
X-Copy… “Amigueros” Choice Award

Si me topaba con un juego protegido, siempre podía intentar grabarlo con el Action Replay del Amiga, otro dispositivo parecido al Multiface de Romantic Robot, con las mismas ventajas y desventajas.. si el juego cargaba entero en la memoria, se grababa de maravilla, y si no, pues nada.. ahora si, el Action Replay iba muy bien para buscar “pokes” y “ripear” las músicas de los juegos.

action_replay_amiga500


3- Los Profesionales: Los piratas “consoleros”

Aunque hoy en día cualquiera sabe piratear y copiar juegos de consola, a principios de los 90, era algo reservado a los profesionales del delito, ya que para poder copiar cartuchos, hacía falta algo más que un ordenador, por lo menos a escala industrial.

En esta época, era bastante usual, encontrar en ciertos barrios de Barcelona, en los bazares, una serie de cartuchos de dudosísima procedencia con serigrafías mal impresas, copyright borrados y sobretodo, con cientos de juegos en cada cartucho.

Lo cachondo de estos cartuchos, es que normalmente nos la daban con “queso” con la cantidad de juegos que contenían , y yo tenía la norma de desconfiar de cualquier cartucho de más de 20 o 30 juegos, ya que en la mayoría de los casos, no son más que el mismo juego repetido. Los que habéis comprado alguno sabréis a que me refiero, por ejemplo, nos podemos encontrar en un cartucho de 50 juegos de Gameboy, con “Mario”, “Mario Adventure”, “Jumpman Mario” o con mucha menos imaginación Mario 1, Mario 2 y Mario 3.

cartucho
Los “increibles” cartuchos de 68.000 en “1”, auténticos engañabobos

La única manera “casera” de copiarse los cartuchos, era a través de unos aparatitos, llamados “Super Magic Drive” o “Super Magic Card” (popularmente conocidos como “copiones), que se incorporaban al slot superior de conexión de la consola en cuestión. encima de ellos, poníamos el juego deseado, y a través de un sencillo menú se pasaban a discos de 3 1/2. En cada disco normalmente entraban tres o cuatro juegos, y la unidad permitía dividir en varios discos los juegos más grandes.

smd1

Estos cacharros, eran bastante difíciles de conseguir, y más teniendo en cuenta que era una época “Pre-Internet”, así que no tocaba buscar entre los clasificados de las revistas  de consolas, que siempre había alguno que vendía.


4- Y llegaron las BBS..

A principios de los noventa, la cosa estaba bastante chunga para los amigueros, porque aunque los Amiga 1200 se llegaran a vender el El Corte Inglés cuando compró la empresa la gente de Escom, la verdad es que nadie nos vendía “alimento” para nuestro ordenador preferido. Solo el bueno de Pablo Crespo de Mail Soft, se atrevía a importar algunas cosas originales, e incluso trajo el CD32, que por supuesto me compré, con todo lo que pillé a mano.

Pero la distribución legal del Amiga era más bien poca, e importar (algo que incluso yo intenté con Vulcan Software), era algo muy complicado.. fue aquí que llegaron los modems…

Una de las primeras cosas que me compré con el Amiga 1200 (después del HD, y la RAM extra), fue un flamante y espectacular Módem de ¡2400 baudios!, porque alguien, no recuerdo quien, me había hablado de algo llamado BBS, un misterioso sitio al que llamabas con el módem y te aparecía un menú con muchos juegos…pero no era tan fácil ni tan barato..

bbs
Entrar en una BBS era conectarse al “Mundo” entonces…

Conectabas el Módem, y desde el programa correspondiente del Amiga tecleabas “ATD” y el número de teléfono del sitio en cuestión, y después de rellenar unos formularios y cuestionarios a veces eternos, te daban acceso al sitio.

Si el “jefe” (SYSOP) de la BBS era enrollado, te dejaba entrar en la sección de archivos y podías descargarte algunos discos, que bajaban en dos o tres minutos cada uno, pero lo más normal, era que la BBS fuera de “pago”, o sea, que de dejaban pasear todo lo que quisieras, pero en el momento en que intentabas descargar algo..¡Naranjas de la China!.

Si el SYSOP estaba vigilando, lo más común es que pasara un rato hablando contigo, y si veía que eras de fiar (algo que pasaba cuando ya habías entrado unas cuantas veces), entonces te contaba donde, como y cuando se podía acceder a los juegos.

Normalmente (por lo menos en mi caso), se pagaba una cuota mensual de acceso, y podías descargar lo que quisieras, y para que os voy a decir lo contrario, era un vicio, tanto que algunos meses, tenía que hacer juegos malabares para poder pagar la factura de Telefónica.


5- El CD-ROM, ese regalo del cielo

Pululando por las distintas BBS amigueras, supe de la existencia de algo llamado “Ami-CD“, unas recopilaciones alucinantes de juegos de Amiga desde el principio de los tiempos, preparados para grabar en disco.

La verdad, es que era un poco peñazo pasarlos a disco, ya que primero necesitábamos tener un Amiga con HD y CD-ROM, y con el descompresor DMS, que grababa los juegos con auto arranque directamente a disco, ir pasando uno a uno.

amicd
El primer “Ami-CD”, con miles de juegos clásicos

Desde luego, uno se dejaba un pastón en discos vírgenes, pero era el precio a pagar a cambio de no gastar tanto en el teléfono, además en esta época la distribución de juegos de Amiga estaba reducida drásticamente, y comprar un juego, a menos que fuera por correo, era un suplicio.

Los usuarios de PC tuvieron también recopilaciones legendarias como los “CD-MIX“, y para las consolas también circulaban vastos recopilatorios (se necesitaba un “copión” para poder ver los juegos).

cdpirata
En Windows, las recopilaciones piratas tenían menús e instaladores

6- Playstation y Saturn, los inicios de la era “ISO”

Los “MODCHIPS” se volvieron tremendamente populares en los 90, con la salida de las consolas de 32 Bits. Aunque no se podían aún bajar los juegos de la “Mula”, el piratón en cuestión que nos hacía la modificación, solía tener un gran catálogo de juegos a nuestra disposición.

Lo curioso del tema, es que las consolas “hackeadas” se volvieron una necesidad en la prensa especializada de la época, si no tenías una, no podías cargar la mitad de las betas que te enviaban las compañías. Es verdad que había un truquillo infame con un muelle que hacía que pudiéramos cambiar un disco original por una beta y la consola seguí cargando, pero era un método insufrible, y dependía exclusivamente de su habilidad para cambiar el disco en el momento preciso, por lo que en la prensa, se hizo imprescindible el método “B”. Más adelante, gentileza de Sony, tuvimos las “Play Negras”, (Net Yaroze), unas consolas modificadas para programar juegos “caseros”, que vendía Sony a los desarrolladores, y que por supuesto cargaban de todo.

yaroze
Net Yaroze, una interesante herramienta “homebrew”

Uno, como era habitual con todas estas cosas, sólo tenía que buscar el clasificado de turno (estos solían estar en el Segundamano) , llamar al fulano e ir a su casa llevando la Play bajo el brazo… si no había trabajo era un rato, y si no, estaba al día siguiente.

En el caso de Saturn, uno la llevaba a la tienda de importación y le ponían un par de interruptores además del chip, uno para cambiar de NTSC a PAL y otro para cambiar la región de la consola.

En países como el que vivo yo, en Paraguay, el tema de las copias de PSX y Saturn, es alucinante. Recuerdo la primera vez que vine y me quedé flipado viendo las copias en los escaparates de las tiendas, y dentro de ellas, te sacaban un álbum de fotos lleno de caratulas de los juegos. El precio de cada copia era de 20.000 Gs (unos 3 euros), y encontrabas de todo. Hoy en día, salvo algunas tiendas, siguen habiendo mogollón de juegos piratas, por supuesto para los nuevos sistemas, y como os supondréis aquí es inconcebible que te vendan una consola sin el modchip correspondiente… incluso la Nintendo DS se vende con un cartucho Flash con 10 juegos pre grabados….

albumpirata
Los famosos “álbumes” de juegos

7- Conclusión

Como podéis ver, el fenómeno de la piratería casera, no nació ayer, sino que lleva varios años socavando (o ayudando) a las ventas de los juegos, pero desde luego, uno no se da cuenta de a la gente que ha podido dejar en la ruina hasta que pasan los años… ya se que es muy tarde.. pero ¡¡¡perdón a todos los que se quedaron en la calle por culpa del “pirateo”!!!..

Estas son mis experiencias personales con la piratería… y vosotros ¿como pirateabais los juegos en los ochenta?… 😈

Serie de Artículos<< Los juegos de “Doña Tecla”Diario de un ex-empleado de Sega España: Masacre y Aniquilación >>

55 comentarios sobre “Con el parche en el ojo: Historia de la piratería “casera””

  1. He mirado muy por encima el artículo, no tengo tiempo de leerlo ahora, pero parece MUY bueno 🙂 (presunción de buenancia :P)

    Yo en aquellas epocas posibilidades de pirateo cero, pero posibilidades de comprar algo original también cero, asi que lo poco que podía comprar era super trucho… las tiendas que vendían juegos legales ya los vendían pirateados. Era la piratería legalizada, y creo que sigue siendo así todavía en Argentina.

  2. que eeeeeeeeeee bueno….. muchas gracias por hacerme revivir de nuevo mis 10 añitos agarrado al quick shot II y mi msx echando humo…..muy guapo el articulo eres un fenomeno pajaro… sabes?? mi madre en una limpieza extrema de las suyas me tiro la caja enorme de carton en la que guardaba el mencionado ordenador y mas de 200 juegos…con joyas como metal gear, batman,absolutamente todos los de dinamic topo y opera…. en fin la lio parda la jodia…..porque era mi madre….y no sabes lo mucho que le echo de menos al toshiba snif……por no decirte que lo sabras al precio que le podia haber vendio aunque no creo que lo hubiera hecho … quien sabe.. todo tien un precio no ??? un abrazo

  3. me emocionao con mis recuerdos de msx y no he dicho que….debido a mi corta edad (1o añitos) y a mi gran tio eugenio que me compro el todos los juegos no supe de la pirateria hasta la epoca de psx con mi capucha del bic haciendo creer que la tapa estaba cerrada desvirgada por r evil (jap) y tekken (jap)dios que recuerdos. a partir de ahi mejor no hablar .conste que tengo una gran coleccion de originales jap. usa y pal que no me deja entrar en la habitacion ….

  4. Yo me acuerdo perfectamente del rastro de Coruña y cómo era aquello un vergel de la piratería en cinta de cassette (cassette quiere decir cajita para el que no lo sepa). Los juegos siempre funcionaban, y si no te funcionaba, al domingo siguiente ibas al rastro y el pirata te daba otro. Me acuerdo un domingo que hubo una redada de la municipal, y al siguiente habían desaparecido todos los piratillas menos uno, el mejor, el de los mejores juegos, más calidad y mejor presentación. Entonces me lo encontré vendiendo revistas, y a mi sorpresa, me dijo que seguía teniendo juegos, pero que tenía que irme hasta un coche en una calle paralela para conseguirlos. Aún era mejor. Ahora no sólo conseguía mis juegos, sino que aún encima parecía como en las películas… tenía que conseguir algo ilegal, y hablar con un desconocido en un coche que me los pasaba.

    REcuerdo que un juego original valía 2.000 pelas de 1986, que eran casi 100 euros de ahora, y uno pirata entre 200-300 pts. Un robo auténtico, vamos. Un spectrum 48k de teclas de goma valía 64.000, que era más de un sueldo y mucho más del sueldo base (30.000) de por aquel entonces. Como si un ordenador hoy vale 3000 euros, vamos. Cuando la piratería empezó a golpear a las empresas de videojuegos, Erbe tomó la iniciativa y bajó los juegos originales de 2.000 a 800, y esto, junto a la presentación de los juegos (una caja de plástico como las de los dvds, pero tamaño cinta), hizo que se vendieran muchísimos más juegos originales. Hoy en día, a ninguna compañía se le ocurre bajar el precio de un CD a menos de la mitad para combatir la piratería. Resultado: no sé lo que vale un CD de música, porque hace más de 10 años que no me compro uno; y eso que tengo pasta, curro bueno y tal y cual, pero igual que no pagaría 30 euros por una cerveza, no pago 18 (o lo que sea) por un CD.

  5. Completamente de acuerdo con lo que dices.. y ya verás como con la crisis se tienen que bajar los pantalones un poco con los precios.. yo cada vez que voy a España me acojono viendo lo que valen los juegos de Consola… pero aquí es peor… la única distribuidora oficial, que trae Nintendo.. clava una media de 90 euros por cada juego de Wii!!!… así, cualquiera no los baja de la “mula”…

  6. Hola Punisher, te sigo desde hace algún tiempo y me encantan tus artículos, especialmente los 2 de la época de SEGA. Vamos al grano:

    – Yo tenía un Amstrad CPC de 128k con diskettes. Nunca compré ningún juego original aunque me dejaron alguno. Para copiar juegos utilizaba un programa que venía en francés del que ahora no recuerdo el nombre pero que si lo veo caigo enseguida. Yo tenía 8 o 9 años y cada diskette virgen me costaba ahorrarlo más de una semana así que era imposible poder comprar alguno original. Nunca en mi vida tuve más de 2000 pesetas en mi cartera.

    -Respecto a la piratería tengo una opnión / teoría basada en la política y experiencia de FXInteractive. Los juegos deberían tener un precio acorce al país en el que se van a vender. Yo no voy a comprar un juego en rumano porque no sé rumano y un alemán no va a comprar un juego en español, y así todos contentos. No me convence la idea de un mercado único y menos cuando las consolas tienen regiones y se podría(si se quisiera) hacer que sólo los juegos de tu idioma / pais funcionaran en tu consola. Juegos como Sacred han sido un éxito en España (a pesar de que no era tan buen juego) porque costaron lo máximo que estaba dispuesto a pagar un español: 20€. También salió el Heroes of Might & Magic V distribuido por FXInteractive por 20€ desde el primer día. Conclusión: Se está viendo con la crisis que sí es posible una bajada, pero eso sigue siendo injusto para mí y muy beneficioso para un alemán que cobra más del doble que yo y que un juego son 4 o 5 cerevzas alemanas y yo me tomo 20 o 30 cervezas por el precio de un juego, ¿entonces qué elige un español? Beberse las 30 cervezas y piratear el juego.

  7. Yo no empece con el pirateo en serio (vamos, pagando) hasta que llego a casa el Atari.
    Por Pamplona no ha habido nunca mercado de ese tipo (o al menos no lo encontre) y para buscarme las castañas con el ST tube que estar llamando a un tipo de Pontevedra.
    Llevo una temporada hablando de mi vida atraves de los ordenadores que he tenido por aqui:

  8. Ampliando información.
    Mi spectrum era un +3 y era de disco.

    Con los juegos desprotegidos un simple comando “Diskcopy” copiaba los juegos desprotegidos. Lo peor es que tarde unos añitos en darme cuenta.

    Los juegos protegidos nunca fuí capaz de copiarlos, pero seguro que había copianes para disco.

  9. Que bueno tio! que entrada más grande! a mi reader vas!! (te encontré por -NO me ralles con la música del street of rage-)

    Me has dejado alucinado, yo copiaba con la mini cadena, el play y el rec, pero desconocía todo esto. Lo del mercat de san antoni lo descubrí hace 6 años así que me ha echo mucha gracia, sobretodo el “membresía vip” hahahaha.

    La verdad es que la tecnología avanza en favor de la piratería porque antes yo veía (y ahora) un cartucho de megadrive y no tengo ni idea de piratearlo.

  10. Me he leído el artículo completo y tengo que decir que me has hecho recordar mis tiempos de pirata a pequeña escala.

    A ver si escribo mis memorias y paso el enlace por aquí.

    ¡Qué tiempos aquellos!

  11. El Mercado San Antonio… Que tiempos…

    Pues yo tambien iba a buscar cintas de Spectrum a un tal “PUAS”, que luego resulto ser un puas de verdad..XDDD

    Despues buscando disquettes de 3 1/2 de Doble Densidad para pc (386 y posterior).

    Pasando mucho tiempo despues tambien consegui CD’s de PC. Hechos de Nitrato de Oro y pagados a precio de idem…. ( el virgen valia 5000pts de la epoca) ;D

    El tema de los cartuchos tambien los vivi y los copiones famosos pagados a alto precio de con sus ampliaciones de memoria con valorados casi como uno nuevo.

    El corral de los consoleros tenia mas vidilla, era divertido cuando uno de ellos aparecia con una rareza japonesa y los otros “Capos” corrian a chafardear y luego divagar sobre su procedencia…XDDD

    Cierto que en la epoca de las cintas la urbana estaba mas por las cintas VHS de procedencias extrañas que por los niños con las cintas esas…

    Pero cuando llego la PSX y su modchip la cosa cambio…

    Gracias por la info y seguiremos visitandote.
    Baycorps

  12. Pues yo era el mejor de todos vosotros… me iba a casa de Raul Punisher y me copiaba de él todo lo que tenía. jejejejeje

    La verdad, en serio, es que compartimos momentos muy buenos tanto en el trabajo como haciendo copias de seguridad, con la seguridad que esas copias funcionarían mejor que los originales.

    Y además ya se sabe… si no puedes con la piratería, UNETE A ELLA !!! y eso es lo que he hecho yo desde entonces.

    Un Saludo y fenomenal artículo.

    Borrocop.-

    1. Hombre Alfonso!!!.. ya pensaba que no me leías más…
      La verdad es que yo lo que siento es que en la época del Spectrum haya sido uno de los niñatos que contribuyó a que gente como vosotros os quedarais sin curro…

  13. A mí me regalaron mi primer ordenador MSX en 1984, con 10 añitos mui poder adquisitivo se acercaba a 0, así que era cliente asiduo de los piratillas por necesidad. En la ciudad en la que vivía había también un mercadillo los domingos, mucho más modesto, pero por ser una pequeña ciudad de provincias, la policía pasaba totalmente de estos temas, supongo que por desconocimiento, así que los trapicheos se hacían a plena luz del día y sin ningún tapujo, grandes puestos con todo el catálogo a la vista, incluso recuerdo uno que tenía unos cartelones colgados con todas las novedades y sus precios. Esto duró hasta finales de los 80/principios de los 90, con el paso a los 16 bits, empezaron las grandes campañas antipiratería y la cosa se volvió más clandestina, pero no mucho y seguí comprando disquettes y posteriormente CDs sin ningún tipo de problemas. Debo decir que en esta época compré también muchos originales, entrado en la adolescencia mis ingresos económicos aumentaron. Era común que los “comerciantes” vendieran los originales a mitad de precio o menos cuando ya los habían amortizado y así me hice con bastantes joyas muchas de las cuales aún conservo.

  14. Aquí en Sevilla teníamos el mercadillo de La Alameda de Hércules, todos los domingos… Y claro está, funcionando igual que el de San Antonio, ya fuese en la época de los ocho, dieciséis o treinta y dos bits.

    Desde luego, gracias a estos primeros piratillas, muchos usuarios de MSX podían disfrutar de volcados a cinta de cartuchos ROM que difícilmente llegaban a España. Ya en esa época (años 85-87) veías a la gente preguntando por “los Konami”… 😀

    1. Buenas!!!… como tu por aqui??..

      Yo también conocía a una peña especializada en volcar cartuchos de MSX, y que luego formaron parte de la New Frontier inicial… escribían en MSX Club, así que lo tenían fácil para conseguir el Material…

  15. Es cierto… yo aun recuerdo esos tiempos en los que tenía mi spectrum, la verdad, tuve 2, el primero que salió,(supongo) que no tenía nada, era solo un teclado, al que tenía que conectar a un magnetofón, o a una minicadena mas adelante para cargar mis juegos, y luego tuve ya el spectrum+2 que me quede sorprendido con el basic.. jajaja.

    También recuerdo el copiar los juegos con minicadena, y es cierto si, algunos que no funcionaban, después de copiarlos funcionaban, así que cuando se me estropeaba algún juego siempre los copiaba, tenía cintas con tropecientos juegos, lo que pensandolo bien era un engorro, ya que pa encontrar el que buscabas tenías que artarte de rebobinar.

    Más adelante tuve el copión de Super Nintendo, (dios, eso si que eran vicios) me quedé con 24 mg de copión por que no pude subirle la ram, que mal, no pude jugar a joyas como Terranigma, pero aún así, yo también he tenio mis pinitos con la piratería, aúnque en aquél momento, no sabía ni que eso era piratería jajaja, yo me los copiaba y punto jaja, buen articulo maquina.

  16. A las buenas tardes/noches.

    Servidor de ustedes tuvo unos inicios bastante “piratuelos” ya que comencé mi andadura music…estoo viciatil con un CBM 64, en cuyos floppies 5 1/4 iban ya múltiples juegos, y una serie de HACKS de muchos titulos con nombres y parte del código modificado con la firma Load’N’Run, empresa de la que Raúl alguna que otra vez en sus estupendos “documentales” ^o^ ha mencionado.

    La evolución a los 16bit me trajo muchas sopresas, la primera fue que un Amiguero, que concía mi tio, Robercop, me enseñó un sistema de backup la mar de cuco, que consistia en Grabar los discos en una cinta de VHS, la cual tiene superficie magnética para dar y tomar, luego a la inversa, de la cinta se podia recuperar medido de tal tiempo a tal otro tiempo dicho juego “almacenado” y catalogado para no tener un caos increíble.

    Recuerdo tan magno X-Copy,un intento de copión en el cual jugabas al tetris mientras copiabas, el tetracopy, o el simulador de inteligencia artificial ALAN UNO que Caronte del grupo Darkness hicieron por aquellos dias. Y el pique entre Atari ST y Amiga, algo así como un Barça-Madrid o Sega-Nintendo de antaño. Reucerdo algunos relatos y documentos condensados en diskettes, Los LLFB DOC’S DISK eran geniales y albergaban muchos recuerdos y experiencias. O los discos que les vendian a mi tio y a rob, apellidados “caviar” que contenian gran cantidad de juegos comprimidos que tras el directory opus te los pasabas a diskette en un momentin. ( Como quien imprime una foto o espera a que la parienta esté lista).

    Del copión de SNES un cartero que conozco se que lo tenía hace tiempo, pero tras su salto de amiga al pc, se desprendió de toda su colección de diskettes, una pena. 🙁

    El nivel de los pc y compatibles fué creciendo, llegadas las consolas Playstation Y Saturn fué equiparándose en potencia a estas, la scene evolucionó bastante, pero tomando el referente de Amiga y Atari St. Ya empezaban las grabadoras de cd a ser asequibles, nuevas más y mejores emulaciones propulsaron al ordenador personal a niveles anteriormente inalcanzables.

    Aqui el nivel de las protecciones, san clone cd terminaba con ellas, o el clonyx, que te configuraba tanto el lector como la grabadora, o el novedoso blindwrite, que tras un surco de datos erroneos adrede ( los anillos de protección) te expulsaba el juego, se lo volvia a poner dentro, y saltaba todo el error, finalizando correctamente el dumpeo, algo increíble por entonces, y muy efectivo.

    Un extenso documento podría salir si nos ponemos a ver protecciones, con las maravillosas claves de los monkey island o las recetas de elvira que debiamos leer con ayuda de un filtro de color.

    Gran documento, los juegos antaño eran muy caros, de esta manera se extendió bastante la cultura,gente pudo acceder a programas imposibles en el continente, y quien sabe si por inquietudes que surgieron en el sector, muchas compañías se forjaron, siendo gente de la scene, aficionados, o profesionales que disfrutaron de lo lindo, que es de lo que se trata 😉

  17. La piratería parece que es un punto inevitable en la madurez del jugador (a no ser que estés forrado). No tienes que ir a la tienda a robar, pero consigues casi lo mismo. De repente tienes acceso a una variedad y cantidad de juegos que de otra ofrma no estarían a tu alcance por las razones que sea y como te gustan los juegos necesitas jugar y jugar, como cuando descubres lo que te puede ofrecer un emulador…

    La moraleja es que si quieres que lo que te gusta siga existiendo has de apoyarlo como puedas, ya que una montaña está hecha de granitos de arena.

    Yo la verdad es que he pasado por casi toda la historia de éste artículo, he copiado cassettes de spectrum en doble pletina, he comprado cartuchos-imitación de game boy varios en uno (quién se resistía de pequeño a comprar un juego que ponía “100 in 1”), he copiado cd’s y hackeado consolas.

    En fin es un alivio ver que todos somos humanos, que hemos picado pero también que hemos aprendido la lección.

  18. Esto me ha recordado a los viejos tiempos de mi primer 286, que se copiaba de disquete a disquete de 3 1/2, los juegos como el pcfutbol y otros. Siempre estabamos intercambiando discos en las clases de informatica, (tendría yo unos 9 o 10 años). Y por supuesto, fotocopiando las claves o pasandole el santo programa de Rawcopy.

    ¡Que tiempos aquellos!

  19. Yo utilizaba en mi MSX, le compre un disquetera SONY , y con un programa para pasar los juegos de cinta a disquetes de 1.44 Mb, con una caja de estos tenia casi la colección de juegos dentro, y cargaban en un momento, casi se me saltan las lágrimas al ver lo poco que cargaban jeje.

  20. el artículo es genial tengo 39 años y lo del mercado s.t.toni Barcelona yo lo bibí en mi propias carnes ya que vendía allí msx el tema era como bien se comenta en el artículo en una calle paralela estábamos todos los piratas (bueno más bien vendedores ambulantes según la urbana) de msx , comodore , spectrun , astram, ibas por lo largo de la calle en mi caso diciendo msx y la gente al escuchar msx si era su sistema te paraba cogías el catalogo se lo enseñabas y elegía cinta entonces te ibas a un callejón que estaba un chaval con un motón de bolsas de varios piratas y cogías la tula y cogías la cinta que el cliente necesitaba y listo al acabar la mañana entre todos los piratas le pagábamos al chaval no recuerdo cuánto dinero era y dependiendo el ordenador que tuviese las novedades en cinta a veces el pobre chaval venia hadar la mala noticia la poli lea confiscado las cintas entonces para recuperarlas tenias que ir a la comisaria de plaza Catalunya el problema era que muchos de los piratas no querían saber nada y daba por pedido sus cintas yo recuerdo que yo y un pirata de comodore y vamos a reclamar las bolsas llenas de cintas y pagábamos 2500 pelas de las de antes y nos daban las bolsas con las cintas (nuca estaban todas ya que se quedaban cintas para sus hijos pero como te quedabas cintas de los demás piratas compensaba) la multa era por venta ambulante en al aquel entonces no existía la piratería pero en cambio si preguntabas de sacarte la licencia de venta ambulante para vender cintas ponían la escusa que no tenian claro lo que era eso de vender cintas y no existía ninguna ley especifica y que no se podía vender legal al final como ni ellos sabían que decirme me decían tu vende y cuando te pillemos pagas la multa de 2500 pelas y listo al final de los 80 principio de los noventa con el amiga en auge y los PC para trabajar se convirtió en piratería y llano era una simple multa y podías entra en prisión aunque fuera unos días.

    El motivo de ponerme a vender msx fue muy sencillo con 15 0 16 años no tienes presupuesto para comparar periféricos casetes de calidad unidades de disco etc.… msx originales en cinta que por 2000 pelas eran un timo la mayoría de juegos spectrun a lo malo y tenias que gastar 4000 pelas en juegos japoneses de cartucho y además quitando konami llegaba muy poca cosa y de esa manera me pude yo costear mi hobby y no mis padres , me espabile en conseguir juegos de calidad de Japón y así que muchos clientes disfrutaban de calidad grafica.

    Por aquellos en toces tuve la oportunidad de trabajar en planeta agostini en una revista llamada input msx haciendo mapas de juegos msx como por ejemplo tesoro de usas de konami.

  21. Alguien se recuerda de los cassettes buenos y los malos, creo que los buenos eran los tdk de metal.

    Yo tuve una radio doble casetera, esas radios fueron inventadas para piratear!.

    Que por cierto, la pirateria es aun mas vieja, la primera pirateria partio con impresiones en papeles, y los “piratas” tenian que digitar los juegos. Luego hacian adaptaciones y todo eso.

  22. Genial el articulo. Me identifico mucho con todo lo que relata. Fui usuario de C-64 en el 85. Donde yo vivía conseguíamos los juegos y programas gratis. Lo teníamos todo. En la base militar donde trabajaba mi Padre, los soldados se pasaban las horas grabando cintas. Como ahora se pasan bajando películas y música. Después en 1989 con la llegada del flamante Amiga 500 me hice con uno. Entonces empezó uno de los mejores periodos de mi vida como usuario del mejor ordenador del momento. Gracias a mis contactos del C-64 comprobé que se habían pasado al Amiga. De este modo empecé a recopilar programas y juegos. Sacaba dinero vendiéndolos. A mi casa venía gente de todo tipo. Padres de familia, niños de papa con muchas pelas, frikis del momento y algún que otro conocido o compañero del colegio. Les cobraba a todos. Imaginaos un crio de 15 años atendiendo a esa gente. Mis padres flipaban cuando venía esa gente. Cuando les explique lo que hacía les pareció bien. Me ganaba un dinero por mi mismo, no les pedía nada, claro todo eso sin que afectara a mis estudios. Para conseguir todos esos programas y juegos tenía que proveerme cada dos semanas, luego una vez al mes. Tenía que visitar a un cracker. Era un miembro de Quartex Spain. Alli pasabas sábados por la tarde enteras grabando, un crio de 15 años y padre de familia de 40. El tio era una maquina. Lo intentaron contratar hasta los de micromanía. Pasados los años empezó el declive. En el 93 se fue el negocio abajo. Circulaban pocos programas. Me asocie con un amigo para comprar a un pirata de La Coruña. En el 94 cuando Commodore cerro, el Amiga se había quedado obsoleto, el 500, claro esta. Andaban por ahí maquinas estupendas como el 1200 o el 4000. Pero ese año me di cuenta que si quería seguir en la cresta de los ordenadores debía pasarme al odiado PC. Y así lo hice, pero eso ya es otra historia…

  23. bueno, la verdad es que los ochenta a mi me pillaron muy pequeñin y Vivi más los 90, con la PSX y sus top manta pirata en las calles (porque el pirateo casero era un coñazo, cosa que no pasó con la PS2)
    El pirateo ochentro lo viví con los disquetes de juegos de ordenata de 1.44 mb, robandoselos a los amigos (y si no en el Hipercor, que se acababa antes) o en el rastro.
    Leyendo este articulo, me doy cuenta de la facilidad alarmante con la que se dispone ahora para copiar juegos, antes tenias que se programador amateur para lograr algun resultado (de hecho apuesto que nuchos chavales se empezaron a interesar por la informática a raiz de esto).
    Un saludo

  24. Que nostálgico encanto tenía la época. Tuve la suerte de vivir las diferentes épocas desde el Spectrum hasta hoy día. En Zaragoza a mediados de los ochenta me llevaba mi padre o iba con un amigo en bus al rastro (sito alrededor del mercado central) y allí rebuscaba en una enorme bolsa de deporte, que traía un delgado joven, las últimas novedades spectruneras. Ya a finales-principios de los noventa, y con el rastro ya trasladado a los alrededores de la plaza de toros, los viajes al rastro eran el culmen de una noche de juerga (es lo que tiene que el horario rastrero sea el domingo mañanero) y curiosamente nos abastecía el mismo joven de antes, sólo que ahora su masa corporal había aumentado ostensiblemente. No debía ser mal negocio la piratería porque dicho mozalbete se montó una tienda (ahora cadena en Zaragoza) y al final de la época de Amiguero íbamos allí en vez de al rastro.
    Cuando me hice con la PSX cambió un poco la cosa, seguía yendo al rastro pero ahora compraba o cambiaba los juegos por otros de segunda mano. Clara está hasta que me instalé el mod-chip y conocí al típico pirata que tenía el negocio en su casa.
    Desde PS2 hasta ahora la cosa ha perdido su gracia, cualquiera con una conexión a internet (adsl por supuesto) se baja lo que quiere así que el asunto es mas frío que antaño pero no mas barato ya que la conexión no es gratis ni barata.
    En fin, así era en Zaragoza el tema piratilla. Un saludo a todos y menudo blogazo este que nos acoge.

  25. La verdad q sta purete tu post,la verdad si bien estoy jovencito pa andar con esos cacharros de la epoca en q estaba naciendo te cuento q tengo un TK90x de 48k y un Spectrum +2A español y no sabia de la “clandestinidad” con q se manejaba la pirateria en esos lares,si se q en Argentina hasta mediados de los 90 habia locales de computacion (si,habilitados y todo!) q vendian descaradamente pirateria pura,en Buenos Aires y en una misma avenida habia 2 antros q peleaban x tener las ultimas novedades,hasta estos lugares se llegaban clientes de todo el pais y hasta de paises limitrofes. Hoy en dia solo aca en Paraguay creo q es legal xD

    Hace pocos años consegui lo q fuera la prehistoria del ISO,se trata de un programa capaz de ripear cintas tanto de MSX como Spectrum,y el resultado son 2 ficheros .ITM y .PAN. Estos se graban en diskete y luego es solo cargarlo,poner la cinta y darle a grabar. Tambien existe una pequeña rutina para cargar programas de MSX en formato Spectrum a 1900 baudios y acelera bastante el proceso,ya q se cargan 2 bloques de 16k en el tiempo q tarda 1 solo en el formato de fabrica.

    Este programa solo lo tenian selectos piratas,y se comenta que cuando ibas a grabar alguna cinta para Spectrum el ñato procuraba lo q le pidieras entre los disketes (!?) tras lo cual se dirigia a su MSX,y cerraba la cortina “para protejer el secreto” xD

  26. En los 80 lo más parecido que recuerdo era copiar los juegos del Spectrum ZX en cassetes de música. Aunque amigos de la infancia me copiaban varios en un mismo cassete, lo cierto es que núnca me llegaron a funcionar. Así me quedé con ganas de degustar el Rampage. Pero ya en los 90 ví un artilugio de lo más curioso, una especie de disquetera para la Super Nintendo, que grababa los juegos directamente del cartucho al aparato. Sólo lo vi un par de ocasiones, y por lo que sé se adquirió el producto en el extrangero, pero resultaba curioso ver en diskette el Illusion of Time/Gaia, entre otros, e incluso una suerte de imágenes subiditas de tono que respondían al nombre de Lions Porno Party. Ignoro si tubo mucha repercusión, pero por lo que recuerdo funcionaba de forma parecida a lo que creo que fué el Doctor 64, del que sé que copiaba los juegos de N64 en un CD, pudiendo albergar un elevado número de éstos mismos, o incluso como el disco duro de la PS2, que por lo que sé si era oficial, aunque tengo mis dudas al respecto, pero que con el correspondiente Boot CD también se grababan los juegos sin demasiadas complicaciones. A la que creo que la piratería acabo de rematar fue a mi querida Sega Dremacast, que con un único boot cd también permitía jugar con copias piratas. Fué una lástima la desaparición de la última consola de Sega, que en pocos años consiguió reconciliarse con sus fans, tras los fiascos (aunque contando con juegos memorables) del Mega CD, 32X, y Saturn. Aunque me he alejado un poco del marco temporal de los 80 a grandes rasgos son éstos los casos de que tengo constancia. Una duda se me antoja; recuerdo haber jugado en mi niñez con los cartuchos esos de la Game Boy original que eran 15 en 1, o similares. Pese a que contaban con la pegatina del sello original de Nintendo, eran realmente legales? Incluso algunos tenían un boton para resetear el cartucho si apetecía cambiar de juego sin necesidad de apagar la consola. Bueno es una simple curiosidad.

  27. Enhorabuena por el artículo. Soy del 84, así que he asistido a algunas de esas fechorías en primera persona (mi primer ordenador fue un Commodore64). Pero tú llevas más tiempo en el campo de batalla, así que he descubierto cosas que no sabía ni que habían existido. Muy interesante.

  28. Pues mi primer contacto con la piratería fue a finales de los ochenta con el ordenador personal philips que se compró mi padre. Sus compañeros, maestros de escuela, le pasaban las copias en disquetes,que contenían de a 20 30 juegos cada uno.

    Luego -ya en los 90-, inicié mi idilio con Sega cuando me compraron la Master System II; de los 8 bits a los 32 de la Saturn, todo fue legal con lo que sólo llegué a reunir unos 5 juegos por cada consola. El precio de los juegos, el abandono de la Saturn y el triufo de Sony potenciado por la piratería hizo que se me quitasen las ganas de comprar más consolas de sobremesa hasta el día de hoy. Total, para entonces ya estaban los emuladores con los juegos de recreativas que siempre soñé jugar en casa. La Play me la compré sí, pero no por sus truños de juegos, sino por desquitarme un poco de tantas decepciones que me dió Sega a la larga.

    Aunque yo no la pirateé allí, recuerdo como en la Alameda de Hércules de Sevilla te “chipeaban” y tuneaban la Play a plena luz del día los domingos en el mercadillo; un auténtico placer darse un paseo por allí esa mañana, todo lo contrario que ahora con ese espacio pseudo minimalista y cutre en el que lo han convertido.

  29. Genial artículo… recuerdo los “copiones” de consola más como el típico “aparato especial que tiene el primo de mi colega del pueblo” que otra cosa… hasta que descubrí que aquello era verdad, no tenía claro si era una leyenda urbana… supongo que me pilló bastante tarde la fiebre por el Spectrum (siempre compro mis “sistemas de juego” cuando están medio muertos o muertos enteros… en el pasado por una cuestión económica y hoy día por decisión… y por una cuestión económica también…) y aunque copié cintas de pletina a pletina, no tenía mucho de donde sacar. Eso sí, muchos juegos de “kiosco” por aquella época ya tenían un buen precio, aunque como fallaban más que una escopeta de feria y puede que el vendedor no te los cambiara, tampoco era plan de andar gastándote media docena de pagas juntas (que a mi por aquella época me debían dar como 100 ptas, que daban para 100 gominolas de pela…).

    Lo de la piratería de PSX, paralela a la mítica de los CDs con medio millón de juegos de PC (aquellos de “OCP” o como se llamara, son los que recuerdo con más claridad… llenos de virus, por cierto, hace poco tiré un par de esos CDs) fue una barbaridad. Conozco de primera mano a gente que se forró (literal) con aquello.

    En fin, qué grande es esta entrada (y tu blog en general)

  30. Hey Punisher, genial el blog y el artículo. Te seguía en los tiempos de Super Juegos… ¡Enhorabuena!

    Hay una cosa muy curiosa sobre los copiones de consolas de 16 bits que no comentas y que a mi siempre me ha parecido fascinante. Existían pequeños clubs locales (“círculos de amigos del videojuego”) que se encargaban de la venta de estos dispositivos y que, de manera mensual, traían paquetes enormes de cartuchos (nacionales y de importación), para hacer pequeñas copy-parties. Era algo así como una red de distribución…

    Gracias a un amigo que tenía un copión para SNES pude jugar a Go! Go! Ackman, Perfect Eleven y muchos otros clásicos de la época 🙂

    Un saludo y dale fuerte al blog.

  31. Yo he sido más de CD-MIX y copywrite, tras la era de los 8 bits. En su momento, sólo usaba el Amscanner y la cadena de música, y posteriormente, Diskcopy puro y duro y después, Copywrite. Luego tuve mi Plextor y últimamente soy muy perro para eso.

  32. Aaaaaaahhhh, ké époka dorada akélla !!

    Rekuerdo akéllas doble-pletinas, Transtapes y pokeadores varios [a los kuáles se les hacia un volkado de la ROM, una pekeña modifikación a la rutina y posterior reinsertado para ke kumpliese ‘otra misión’].

    El VideoBackup System para Amiga [kién no lo ha visto en las Parties; gracias a nuestro amigo Zulu]. Todo un logro de la ingeniería inversa resumido en una cinta VHS [o de los otros sistemas] para el konsiguiente ahorro de diskettes.

    El X·Copy y sus ‘hermanos’. Las unidades zip. El Diavolo Backup System… etc

    Los CD ‘Caviar’ y otras ‘rekopilaciones’. Grupos komo los Toad [Coruña], Sparrows [Bilbo], Darkness [Valencia] y por supuesto la ‘élite’ guiri [Razor, Fairlight …]

    Luego llegó la époka de los mierdosos ‘CD-Mix’. La kolección reina de los rippeos [siempre y kuándo te gustase jugar sin músika, ni videos, ni intros, ni ná !!]

    Hasta hoy día, en ke las ‘pobres’ empresas del mundo lúdiko elevan sus kejas al cielo, klamando por más benefícios por ‘kulpa’ de la piratería. Y al otro lado, tenemos a empresas komo Fx [Dinamic] vendiendo juegos al precio ke DEBERÍAN tener realmente.

    Si es ke el mundo es muy injusto y no está hecho a medida de algúnos
    [/mode ironic off]

  33. … por cierto, deberías ‘iluminar’ al personal, y explikar un poko, kómo se originó todo este mundillo, y en ké akabó desembokando.
    Si tú no lo haces, lo haré yo [pero este no es mi blog] XD

    Un saludo

  34. Hola The Punisher.

    Te sigo desde los tiempos de la revista Super Juegos y Hobby consolas, que la verdad, no me perdía una. XD

    Me encantaban las reviews de The Elf, que por cierto, mandale saludos de mi parte. al final ha sido quién mejor le ha ido con esto ¿no?

    Seré breve con mi historia videojueguil y piratica:
    tenía 10 años, a mis padres el banco “les regalaron” un Sony MSX HB-20P por meter dinero en el banco. Y ahí empezó mi andadura en este mundillo.
    Mi primer juego pirata, fue el Zanac. Aún recuerdo ese olor a cinta nueva, una conta TDK. Menudo pedazo de juego.
    Intercambiaba juegos con gente que conocí en los anuncios de las revistas míticas del MSX: MSX Input y MSX Extra.
    Luego me compraba pocos, porque no tenía ingresos, pero ahorrando de la paga me compré los mejores juegos de Konami en cartucho como Nemeis 2, F-1 Spirit, THe Maze Of Galious, Salamander.. etc.

    La pega es que no pude hacerme con un MSX2 y jugar al USAS, pero bueno, todo no puede ser en esta vida.

    Luego tuve una Master system porque no me llegaba para comprarme una Megadrive, pero al final la vendí y ahorrando durante muchos meses me compré una Megadrive por 40 mil pelas de entonces.

    Luego conoci a un chaval que intercambiaba juegos de Megadrive y era un piratica de cuidado. XD
    Este tipo encima era un fan de Michael Jackson y Madonna, y menudas pintas tenía, pelo largo y rubio y alto. Parecía un guiri. XD
    pero me hice muy amigo de él y me metió en el mundo del Amiga.
    Me compré un Commodore Amiga 500 de segunda mano y anda q no lo flipé.

    Después cayó la Super Nintendo y al cabo de un tiempo, como tenía mis contactos, me hice con un copión MGH que servía tanto para la Megadrive como para la SNES (entonces no había internet, y todo se hacía por teléfono; recuerdo que el tio que introducía copiones en España era de Galicia) XD también la tienda de CholloGames y alguna otra de Madrid vendía copiones, si no recuerdo mal.
    Bueno, pues llegué a tener un ProFighter, luego un super profighter y al final un Suer Wildcard de 32 megas negro. una caña de copión.
    Anda que no disfruté de todo el catálogo de juegos de SNEs.
    los precios de los cartuchos de SNES, eran excesivos para mi, aunque llegué a comprar originales, sobre todo al principio (G&G, Gradius 3 de importación… etc)
    los videoclubs eran mi segunda vivienda, me alquilaba cantidad de cartuchos de SNES y Mega para copiarlos) XD

    Entre tanto, mi amigo tenía una Neo-Geo y flipaba en colores con esa consola.
    Era la consola de los ricos.
    La consola que nunca pude tener.

    Decir, que compraba todas las revistas de videojuegos españolas y que incluso alguna que otra extranjera.

    Mucho más tarde de la SNES, Mega y Amiga 500, ya me compré una PSX y N64.
    Más tarde una Ps2 (qué decepción me llevé con esta consola), una DC, una Saturn de segunda mano, una GC y una Xbox (la grata sorpresa para mi).

    Y en esta generación empecé con una PSP, una NDS Lite de segunda mano que terminé vendiendo, un aXbox 360 desde que salió y una Ps3 slim (después de la decepción de la Ps2, no volví a caer en la misma trampa). Y una Ps2 slim de segunda mano chipeada (me encanta el diseño de esta consola).

    Bueno, ni qué decir, que la PSX la tenia chipeada.
    La N64 no me pillé el copión V64, porque no me salía rentable. Muy caro y para 6 juegos que me gustaban, preferia comprarlos y intercambiarlos.

    Recuerdo la época de la PSX y allá por el 99 la fiebre de las primeras regrabadoras de CD de 2 y 4X como las HP y Yamaha. XD

    Eso si, al principio tocaba pagar 1000 pesetas por Cd tostado a los piratones de entonces que se hicieron de oro vendiendo juegos de PSX y chipeando consolas. Luego con la PS2 lo mismo.

    Yo con la Ps2, tiraba de videoclubs.

    Resumiendo; se puede decir, que he vivido lo mejor de los videojuegos, la época de los 80 y 90.
    La mejor época de los salones recreativos y la muerte de las 2D y la revolución que supuso las 3D con la Playstation, y Sega y Namco a la cabeza. N64 también tuvo sus joyitas, sobre todo de Rare y ese espectacular Mario 64.

    He mamado la cultura de los videojuedos desde pequeño.
    Ese MSX y esas guerras con el Spectrum (por cierto, el MSX le pegaba mil patadas) XD
    esa Nintendo y Sega y el nacimiento de Sony y MS en esto de las consolas, así como la muerte de los 2D y de los salones recreativos. 🙁

    Me faltó algún sistema que otro como el X68000 o las consolas de NEC y sobre todo la Neo-geo original (aunque para eso estan los emuladores). Pero todo no se puede tener en la vida.

    Por eso ahora me hacen gracia los crios que sólo saben de plays y tal y que las 2D las ven como algo d ela prehistória y flipan con sus GTAS y Metal Gears o los juegos comerciales de ahora.

    Antes no era todo tan comercial como ahora.

    Bueno, he sido lo más breve que he podido. XD

    Un saludo.

  35. por cierto, te agrego a mi blog.

    Y ya podias tirarte al rollo y hacer un mega artículo del MSX y de los grandisimos juegos de Konami para dicho estándar.

    Anda que no flipé con sus juegos, sobre todo el Nemesis 2. De lejos, el mejor matamarcianos horizontal de todos los tiempos.

  36. Personalmente creo que esto no es reversible ni bajando los precios,tengo una tienda de informatica desde hace casi 20 años,conozco esto de la pitateria desde el msx y creo que el problema es que la nueva generacion ya no tiene habito de comprar,y para ellos no solo es gravoso el pagar sino !el que tarde en descargar!…la gente se chisca por tener que pinchar en mas de dos enlaces y que luego tarde mas de 1 dia en bajar algo que es gratis¿como van a pagar por algo?

    un saludo a todos y en especial al webmaster,eres grande!

  37. El Mercat de Sant Antoni fue un foco constante de piratería hasta hace bien poco. Hoy día la oferta de pirateo se ha multiplicado y hasta un enano de 8 años te solda los chips y te mete el homebrew que quieras, pero hubo una epoca donde cuatro “listos” se hicieron de oro a costa del resto en Barcelona. Oferta-demanda supongo. Hasta que hubo un dia en la epoca algida de pirateo en PS1 (sobretodo) y SATURN en la que la Guardia Urbana cerro 4 calles de “salida” y monto una redada de la hoxtia bendita en el mercado. Despues de aquel dia, muchos que iban con cientos de cd’s piratas “a saco” se lo pensaron un poco mas (tampoco mucho) y al menos se escondian un poco mas.

    Tambien hay que decir que los precios a los que se vendian determinados juegos estaba fuera de lugar, pero eso ya es otro debate…

Aporta tu granito de arena

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.