La música en la otra cara

Pósteres, pines, cápsulas de sangre… a lo largo de los años las compañías han empleado decenas de argucias para dar un valor agregado a sus juegos, evitando quizás la piratería, y ofreciendo un extra en las cintas, que a veces podía ser la diferencia entre comprar un juego o ir a comprárselo al señor con el parche.
En los ochenta se puso de moda, en especial en el Reino Unido, regalar canciones y extras sonoros en la cara “B” de algunos lanzamientos de software. Algo que en España solo fue imitado cuando el juego usaba la licencia de algún cantante o grupo.
Aquí tenéis algunas de estas melodías, en la entrada más “sonora” de la historia del blog.


La locura de Mel Croucher

Arquitecto, cómico, escritor y músico, visionario y tio raro en general, el amigo Mel fue el creador de la primera compañía de videojuegos en Inglaterra, Automata UK, caracterizada por sus juegos realmente extraños y ausentes de violencia, representados por su obra cumbre Deus Ex Machina, un juego digno de estar escrito por George Orwell o Isaac Asimov.
Además de ser pionero en el campo, Croucher lo fue en unas cuantas cosas más, creo una de las primeras “mascotas” de empresa de videojuegos, un tio narigudo llamado “Pi-man“, que protagonizó varios juegos y aparecía en casi todas las portadas de los juegos de Automata.
Además de esto, a Mel se le ocurrió que podría ser un buen “extra” aprovechar la cara “B” de los juegos de la compañía para grabar divertidas canciones que los usuarios podrían escuchar mientras alucinaban con las extrañas aventuras salidas de la mente de Croucher.
Aquí podéis escuchar unas cuantas…¡Que os sea leve!

Pi-Mania


Morris Meets The Bikers


Olympimania


Dartz


New Wheels, John?


Pi-Balled


Pi-Eyed


The Power House: El poder de H.E.X.

Formados a partir del gérmen de la olvidable Alpha-Omega Software y pertenecientes a la gran CRL, The Power House era una de tantas compañías de serie barata, que pasaría a la historia por publicar el peor juego jamás programado, SQIJ!, un penoso arcade, con gráficos dignos de un niño de seís años, en el que un error garrafal de programación impedía que se leyeran las teclas de control.
Salvo dos o tres excepciones, sus juegos eran pésimos incluso para las 1.99 libras que valían, y el hecho de que en la cara “B” pudieramos encontrar canciones bastante potables, evitó que alguno quemara las cintas.
Interpretados en su mayoría por el misterioso grupo “H.E.X. (House Electronic Xperience)“, estos temas, a caballo entre el Pop y la música electrónica, son sin duda, lo mejor de las cintas.


Berks/Berks III


Barrier Rift


Corridor Conflict


Hercules


Soft & Cuddly


Tomb of Syrinx


Go! & Roll

El exitazo de las bandas de rock melódicas que pululaban en los ochenta hizo pensar a los directivos de U.S. Gold, que no había mejor manera para lanzar su nueva marca GO!, que contratar a una banda de Soft Rock local para que grabara canciones para cada uno de sus lanzamientos.
La banda Resister, originaria de Birmingham (al igual que la compañía), se comprometió a grabar cinco canciones que serían incluídas en las cintas de algunos lanzamientos de GO!, aunque al final solo grabarían tres temas, bastante buenos, por cierto.


Captain America In: The Doom Tube Of Dr. Megalomann


Side Arms


Trantor: The Last Stormtrooper


Remasterizando, que es gerundio

La mayoría de las melodías que nos regalaban en las cintas de los juegos eran canciones más o menos decentes, que en general, tenían poco o nada que ver con el juego, pero había algunas excepciones.
Estos temas que escucharás aquí son nada menos que remasterizaciones de las músicas de los juegos, hechas por los propios autores de la melodía original.


Carrier Command


Sanxion


Starglider II


Daley Thompson’s Olympic Challenge


De todo un poco

Al contrario que en los casos de Powerhouse y Automata, que prácticamente acompañaban cada juego con una canción, en otras compañías, el “extra” de audio se convirtió en algo que se usaba de uvas a peras, y con propósitos comerciales concretos.
U.S. Gold, por ejemplo, grabó la música original de algunas conversiones de recreativa, para que por lo menos los usuarios pudieran jugar escuchando el sonido original de la recre, como en los casos de Out Run o 720º, en otros simplemente era un apoyo auditivo para sentirnos más “inmersos” en el juego, usando efectos de sonido o fragmentos musicales.


Friday The 13th


Platoon


Algunas compañias prefirieron promocionar los juego de manera un poco más “pro” y contrataron a músicos profesionales y artistas de renombrada y larga trayectoria, y la verdad es que se nota en la calidad de las músicas, algunas pegadizas, y otras que son maravillas de la música electrónica.


Challenge Of The GoBots


Everyone’s a Wally


Wriggler


Puntualmente, algunas compañías agregaron pistas de audio a sus juegos, no como costumbre, sino más bien como una táctica de marketing aislada para promocionar los juegos… aventuras, arcades, juegos de serie barata… todo era susceptible de aprovechar la cara “B” y aquí teneís la última tanda musical.


Bug Bomb


Confuzion


Dodgy Geezers


Landfall


The Extricator


Werewolves of London


cinta

cinta

cinta

cinta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.